• Hotel Cham Palace

      Cham Palace   -   © Dubus / EASYVOYAGE

    • Hotel Cham Palace

      Cham Palace   -   © Dubus / EASYVOYAGE

    1    
    Hotel Cham Palace
    Hôtel 2 estrella
    Amán, Jordania n Shmeisani St, Amman 11194, Jordanie
    • CulturaCultura
    • Voir l'hôtel en français
    • Leggi dell'hotel in italiano
    • See this hotel page in english
    • Hotelbeschreibung auf deutsch
    • Easyexpertos 6.35/10

      Puntaje y opiniones dadas por un miembro de nuestro equipo de expertos Easyviajar

    • Ubicación5.00/10

      Estimación de la calidad del hotel en función de su ubicación

    • Infraestructura6.00/10

      Estimación de la calidad de las infraestructuras según el número de habitaciones, el tamaño del establecimiento, la belleza de su arquitectura, la decoración, la distribución de la piscina y los espacios comunes, así como las instalaciones deportivas y las actividades de ocio

    • Habitaciones6.00/10

      Valoración de la calidad de la habitación o de la suite según la limpieza, la decoración, la superficie, la vista, los servicios y el confort de la cama.

    • Restauración7.00/10

      Valoración del restaurante según la recepción, el ambiente, la calidad y la presentación del plato

    • Calidad / Precio7.50/10

      Estimación del interés del hotel, teniendo en cuenta aspectos como la nota de confort, la ubicación, el precio y la categoría.

    • Easyopiniones-10

      Puntaje y comentarios dados por un internauta que se haya alojado en el hotel

    Google Twitter Ficha Perfil
    Compatir : Twitter Facebook Google+

    El Cham Palace es un hotel, sin grandes pretensiones, que puede ser agradable para pasar un par de noches. En verano, podrás disfrutar de la piscina y del inmenso solárium. Pero cuidado, su ubicación periférica puede acabar siendo una pega.

    Ubicación

    El Cham Palace está ubicado en las alturas de la ciudad, en el barrio Shmeisani, a 10 minutos a pie del centro. El aeropuerto está a veinticinco minutos en coche. El Cham Palace tiene una ubicación algo periférica con respecto a los otros hoteles y a la rotonda (circle), según la orientación de la ciudad.

    A saber

    Durante nuestra visita en noviembre de 2008, el restaurante estaba en obras de ampliación. Se terminó en diciembre de 2008.

    Ventajas

    • su piscina exterior es grande
    • su restaurante Hédiard

    Inconvenientes

    • La decoración kitsch
    • las habitaciones sin encanto
    • su ubicación periférica
    Infraestructura 6.00/10

    Construido en 2003, este edificio de 141 habitaciones es un hotel de ciudad con confort moderno. Nada más entrar en el vestíbulo te sentirás "deslumbrado" por la brillante decoración: lámpara de araña de cristal, mueble de madera nacarada, brillante embaldosado beige. Es sencillo, el vestíbulo está ahí para impresionar. El hotel no dispone de demasiadas infraestructuras, pero sí de una gran piscina y una terraza que abren en verano. Al lado de la piscina hay un bar que también abre durante la estación estival. Dispone de 3 salas de conferencias que pueden acoger a 200 personas para celebrar reuniones de trabajo u otros acontecimientos.

    Habitaciones 6.00/10

    Qué decir de las 141 habitaciones... pues que están bien cuidadas, pero que la decoración está muy anticuada. En el suelo hay una moqueta roja/rosa que podría datar de los años 70. Es una pena que los directores del hotel no se hayan dado cuenta todavía de que ¡la moqueta es hortera! Las colchas y las cortinas son de tonos beige. Todas las habitaciones ofrecen la posibilidad de recibir invitados, disponen de un saloncito con un sofá que se puede transformar en cama. Hay 18 habitaciones comunicantes. También hay que saber que las habitaciones disponen de un balcón, excepto las que se sitúan en la esquina del edificio. En cuanto al equipamiento hay todo lo necesario: teléfono, televisión, climatización, minibar, secador de pelo, báscula, caja fuerte, Internet y tabla de planchar. Los cuartos de baño están equipados con una bañera.

    Restauración 7.00/10

    Por la mañana podrás tomar el desayuno en el Café Hediard. Cerca de él se encuentra el bar con embaldosado blanco y negro. El restaurante Bacchus funciona en modalidad de buffet para el desayuno, la comida y la cena, pero también "a la carta" para la comida y la cena. La decoración es bastante estándar pero al menos no choca ni brilla tanto como la del vestíbulo.

    Compatir : Twitter Facebook Google+

    0 opiniones de los viajeros sobre el hotel

    Sé el primero en calificar este hotel Sé el primero en dejar tu opinión