• Conéctate

Lijiang

  • A 200 km. al norte de Dali, y a 2.400 km. de altura, Lijiang está habitado por tibetanos: Yi, Pumi, Naxi, Lisu... Ante sus viejas casas de madera, las mujeres naxis siguen llevando diariamente sus capas de siete estrellas y conservan algunas costumbres matriarcales. Algunos canales atraviesan la pequeña ciudad, muy florida, en la que tiene lugar un mercado diario. Visita el parque del Estanco del Dragón ...
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
  • A 2.400 m de altitud, Lijiang está poblado de tibetanos.
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
  • Lijiang es una ciudad ideal para relajarse o desde la que realizar excursiones hasta las gargantas del Salto del tigre, las montañas del Dragón de jade o Wenhai.
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
  • La ciudad de Lijiang, en Yunnan, está poblada en su mayor parte por tibetanos.
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
  • Lijiang alberga magníficos hoteles con encanto en antiguas residencias naxis restauradas.
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
  • Las gargantas del Salto del tigre son un cañón del río Yangzi. Allí pueden admirarse impresionantes acantilados.
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
  • Esta ciudad es una de las más antiguas de Yunnan. Forma parte del patrimonio mundial de la Unesco.
    © Witthaya Choosukamorn / 123RF
Gonzalo González Beneytez
Gonzalo González Beneytez Experto destino China

A 200 km. al norte de Dali, y a 2.400 km. de altura, Lijiang está habitado por tibetanos: Yi, Pumi, Naxi, Lisu... Ante sus viejas casas de madera, las mujeres naxis siguen llevando diariamente sus capas de siete estrellas y conservan algunas costumbres matriarcales. Algunos canales atraviesan la pequeña ciudad, muy florida, en la que tiene lugar un mercado diario. Visita el parque del Estanco del Dragón negro y el pequeño museo fundado por un erudito naxi, Xuan Ke, que recibe a los visitantes en inglés. Cada noche hay conciertos de música naxi. Queso de cabra, té de mantequilla y alcohol de cebada y sorgo forman parte de las especialidades locales. Acércate al cercano, bello y tranquilo pueblo de Longquan, a 2 km de Baisha. Los más aventureros podrán pasar 7 horas más en autobús para llegar hasta Zhongdian, en los confines del Tíbet. Antiguamente este punto de paso era frecuentado por las caravanas que transportaban el té hacia el Tíbet. En la región existen algunos conventos de monjes lamas que pertenecen a la secta de los Bonnets.

otros rincones del mundo
Las provincias del oeste : Ofertas de viajes
  • Viajes
  • Vuelos
  • Hoteles
  • Vuelo + Hotel
  • Coches