Calella de Palafrugel

  • Calella de Palafrugell es una perla todavía poco conocida por los turistas, unas decenas de casas de pescadores se alinean a orillas de tres calas de arena. La puesta de sol es la que sedujo a un sinfín de pintores y artistas, la tranquilidad que sale de este sitio es un encanto. Por supuesto en verano, el pueblo atrae  a muchos turistas y los pocos hoteles del pueblo están prácticamente tomados, por ...
    © Elena Aliaga / age fotostock
  • Un pueblo de la costa catalana, ideal para pasar unas vacaciones en familia
    © Elena Aliaga / age fotostock
  • Unas diez casas de pescadores se alinean en tres pequeñas calas de arena.
    © Elena Aliaga / age fotostock
  • Desde aquí sale un camino peatonal que permite obtener hermosas panorámicas de la región, especialmente del faro.
    © Elena Aliaga / age fotostock
  • Calella de Palafrugell
    © Elena Aliaga / age fotostock
  • La luz de su puesta de sol sedujo a muchos pintores y la calma que se respira es sedante.
    © Elena Aliaga / age fotostock
  • Antiguo pueblo de pescadores, Calella de Palafrugell atrae a los turistas por sus aguas cristalinas, su castillo y sus jardines botánicos.
    © Elena Aliaga / age fotostock
Gonzalo González Beneytez
Gonzalo González Beneytez Experto destino España

Calella de Palafrugell es una perla todavía poco conocida por los turistas, unas decenas de casas de pescadores se alinean a orillas de tres calas de arena. La puesta de sol es la que sedujo a un sinfín de pintores y artistas, la tranquilidad que sale de este sitio es un encanto. Por supuesto en verano, el pueblo atrae a muchos turistas y los pocos hoteles del pueblo están prácticamente tomados, por ello los mejores periodos para aprovechar una estancia son los meses de junio y septiembre: beneficiarás de temperaturas ya agradables y no tendrás que sufrir a la multitud de veraneantes. Si eliges este lugar, no te pierdas el camino del litoral (también conocido bajo el término de GR 92), permite caminar a orillas del mar hasta LLafranc y ofrece unos puntos de vista panorámicos que se salen de lo común.

Si vas a viajar a Calella de Palafrugell, te recomendamos que lo hagas el primer fin de semana del mes de julio, ya que descubrirás las fiestas tradicionales y las habaneras. Se trata de cantos que remontan a la época durante la cual los pescadores partían a la conquista de Cuba, y volvieron con estos cantos nostálgicos con toques caribeños. Dichas tradiciones sobreviven todavía hoy en día : un evento tradicional y verdaderamente auténtico.

otros rincones del mundo
Cataluña : Ofertas de viajes
  • Viajes
  • Vuelos
  • Hoteles
  • Vuelo + Hotel
  • Coches