Europa equipara por fin los derechos entre pasajeros de tren y avión
Publicado el 05/10/2020

TransporteBélgica

Twitter Facebook 4 compartidos

El Parlamento Europeo y el Consejo de la Unión Europea han llegado a un acuerdo provisional para el fortalecimiento de los derechos de los pasajeros ferroviarios, situándoles al mismo nivel de quienes viajan en avión, garantizando la asistencia y compensación en caso de cancelación o retraso, protegiéndoles frente al cambio de rutas y mejorando la asistencia a los usuarios con movilidad reducida, así como el derecho a transportar bicicletas a bordo.

Buenas noticias para los usuarios de ferrocarril

Buenas noticias para los usuarios de ferrocarril
© 123 RF

Tras tres años de espera, el Parlamento Europeo y el Consejo de la Unión Europea han validado la propuesta planteada por la CE para poner fin a las diferencias existentes de cara a la protección de los derechos de los pasajeros de tren frente a los operadores ferroviarios, equiparando la normativa a la de los pasajeros aéreos.

En septiembre de 2017, la Comisión presentó una propuesta de transformación del reglamento para remediar estos problemas y lograr un mejor equilibrio entre la protección de los usuarios de tren de la Unión Europea y los intereses de los operadores ferroviarios.

?Llegamos hoy a un importante acuerdo para el futuro del transporte ferroviario europeo. Logramos asegurar los mismos derechos mínimos de los pasajeros en toda la UE en lo que respecta a espacios para bicicletas, pasajes y derechos de pasajeros con movilidad reducida. Esas son mejoras importantes para hacer que los viajes en tren sean más cómodos y amigables para los pasajeros?, explicó el euro parlamentario polaco Bogus?aw Liberadzki.

¿Qué cambia con la nueva normativa?

En caso de retrasos superiores a cien minutos, las compañías ferroviarias estarán obligadas a hacerse cargo del transporte de los pasajeros de cualquier forma posible, así como a facilitarles la asistencia necesaria para ayudarles a encontrar la mejor alternativa posible. Así pues,los operadores ferroviarios tendrán que ofrecer billetes directos en todas sus rutas, cubriendo todos los tramos del trayecto con un alto nivel de protección.

En el caso de las personas con movilidad reducida, la nueva normativa contempla la obligación de notificar a la compañía sus planes de viaje en un plazo de tiempo más breve, pasando de 48 a 24 horas de anticipación.

Por último, con el objetivo de facilitar una movilidad más sostenible y alternativas más cómodas, todos los trenes tendrán la obligación de estar equipados con espacios dedicados y estantes para el transporte de bicicletas.

Además, el acuerdo provisional también pone fin a las exenciones existentes para los servicios domésticos de larga distancia para diciembre de 2024 y proporcionará más claridad sobre lo que se podrá considerar considerar una excepción o caso fuerza mayor.

Por último, la nueva normativa también pondrá fin a las exenciones existentes para los servicios domésticos de larga distancia desde diciembre de 2024 y se proporcionará una mayor claridad sobre lo que se puede considerar una fuerza mayor.