Viajar con mascotas: 4 requisitos a tener en cuenta
Publicado el 09/08/2018 2 compartidos

SociedadEspaña

Twitter Facebook 2 compartidos

Según explican desde Coverfy, aplicación móvil que permite a los usuarios gestionar todos sus seguros desde su móvil, uno de cada tres españoles decide su destino vacacional en función de si aceptan o no animales de compañía. Y es que al parecer, a la hora de encontrar un alojamiento online, para los propietarios de mascotas este filtro se sitúa por delante de otras destacadas prestaciones como la conexión WiFi gratuita o el aparcamiento. Para dar respuesta a este fenómeno, no es de extrañar que el número de hoteles ?pet-friendly" haya aumentado aproximadamente un 14% durante los últimos años, siendo Valencia (17%), Barcelona (16,7%) y Sevilla (16,3%) las ciudades españolas con mayor número de alojamientos de este tipo. A continuación, de la mano de Coverfy, te indicamos cuales son los documentos imprescindibles que siempre has de llevar contigo cuando viajes con tus animales de compañía.

Documentación sanitaria

Documentación sanitaria
© 123 RF

Los certificados médicos necesarios para viajar con nuestra mascota varían en función del destino que elijamos. Si las vacaciones son dentro del territorio nacional, bastará con tener a mano la cartilla sanitaria del animal debidamente actualizada. Si por el contrario decidimos realizar la escapada a otro país dentro de la Unión Europea, debemos llevar también el Pasaporte Europeo para Animales Domésticos sellado que certifique la correcta administración de las vacunas necesarias del animal en cuestión, así como el certificado de buena salud de la mascota. Es necesario que este documento sea expedido por el propio veterinario un par de semanas antes de la realización del viaje.

En el caso de que el destino elegido se encuentre fuera de la Unión Europea, será necesario acudir a la embajada o consulado del país con anterioridad para conocer qué documentos se deben presentar.

Fórmulas de transporte y seguridad

Uno de los puntos clave a la hora de organizar el viaje, es la elección del medio de transporte y más si lo hacemos de la mano de nuestra mascota. El uso de transportín o jaula es obligatorio durante el desplazamiento, independientemente de si viajamos en coche, avión, barco, tren o autobús, siendo esta última la opción menos recomendable, ya que el animal suele tener que ir en el maletero del vehículo. En el caso del avión, el peso del animal no debe superar los 10 kilos y debe estar dentro del arca reglamentaria. Por otro lado, si la opción elegida para las vacaciones es el crucero, debes consultar qué compañías lo permiten y además incluir en la maleta la tarjeta sanitaria y la tarjeta de embarque de la mascota, la cual tiene un coste entre 15 y 40 euros.

Seguro para mascotas

Durante los trayectos y estancias en lugares desconocidos, muchos animales se sienten desorientados y pueden comportarse de un modo distinto, lo que puede dar lugar a incidentes que pongan fin a los días de descanso o incluso un desembolso extra para el bolsillo. Para evitarlo, independientemente del destino y del medio de transporte, es aconsejable viajar con el seguro de responsabilidad civil de mascotas en regla, siendo además obligatorio para quienes cuentan con un animal catalogado como raza peligrosa. Además, antes del viaje es aconsejable consultar con los expertos cualquier especificación, ya que puede ser conveniente ampliar las coberturas del seguro para dar un mayor respaldo y tranquilidad. Los seguros de mascotas van dirigidos básicamente a perros y gatos con una edad comprendida entre los 3 meses y los 9 años de edad y siempre que estén microchipados. Solo algunas compañías ofrecen seguros para otro tipo de animales como los conejos, cobayas, chinchillas y otros roedores. El seguro de mascotas varía de precio según la raza del animal, la edad y el tipo de cobertura.

Localizador

El microchipado es obligatorio por ley en nuestro país, ya que además de permitir la localización del animal, sirve de control del estado de vacunación. Los localizadores pueden ser de distinto tipo, desde un microchip homologado con funcionamiento electrónico de identificación, hasta una chapa tradicional con nombre y teléfono de los dueños para poder contactar con ellos en caso de accidente o pérdida. En este sentido, a la hora de realizar un viaje es aconsejable informarse de las especificaciones en relación al localizador del animal, ya que en función del destino, el distintivo permitido puede variar. Por ejemplo, mientras que en algunos países está autorizado el tatuaje identificativo, en otros solo es válido el sistema de tipo electrónico, como por ejemplo en los países miembros de la Unión Europea, Egipto o Sudáfrica, entre otros.

Por todo ello, es aconsejable consultar con expertos que pueden asesorar y ayudar a encontrar las mejores opciones para la realización del viaje conforme a las necesidades, pudiendo así evitar sobrecostes o la contratación de coberturas duplicadas.