Le Morne, Isla Mauricio,
© Myroslava / 123RF
  • Compara tus :
  • Vuelos
  • Hoteles
  • Vuelo + Hotel
  • Alquiler Directo
  • Coches
  • Viajes
  • Destinos

Le Morne

Por Gonzalo González Beneytez Gonzalo González Beneytez Jefe de sección Google Twitter

Información turística

Es la costa mauriciana más conocida por su carácter salvaje y auténtico, así como por sus establecimientos hoteleros, poco numerosos pero muy diversificados.

Aquellos que quieran descubrir los paisajes más espectaculares de la zona se decidirán por un hotel al pie de Morne, en la punta suroeste. Allí es donde se encuentran las playas más bellas del sur. No obstante, cabe decir que los hoteles están bastante aislados.

Para un buen equilibrio entre soledad y animación, es mejor alojarse en el sureste, del lado de Mahébourg. Atención: el aeropuerto está muy cerca (lo que reduce los tiempos de traslado al mínimo), pero algunos hoteles mal situados sufren el ruido del tráfico aéreo.

El tramo más bello de la costa sur se sitúa en Souillac, a 15 kilómetros al sur de Mahébourg. En este lugar, la barrera de coral desaparece en beneficio de una costa basáltica muy segmentada y castigada por las olas del océano Índico. Un espectáculo sorprendente que culmina en la zona de Souffleur: el mar ha excavado cuevas en el acantilado que se ramifican hasta la cima. Con marea alta, las olas penetran en las mismas creando una especie de géiser formado por la espuma. ¡Sensaciones garantizadas!

Los lugares para visitar desde la costa sur son los siguientes: El Museo naval de Mahébourg que alberga restos de naufragios célebres; la isla de aigrettes, una reserva natural que cuenta con numerosas especies de aves protegidas; el coto del cazador (al sureste) que se extiende a lo largo de 900 hectáreas de bosques.

Completamente hacia el sur, en dirección a Souillac, ser puede ir a Rochester Falls (las cataratas del Niágara en miniatura), y al Crocodile Park de la Vanille, un pequeño zoo cercano a la localidad de La Rivière des Anguilles.

El tramo más bello de la costa sur en encuentra en Souillac, a 15 km al sur de Mahébourg. En este lugar, la barrera de coral desaparece en beneficio de una costa basáltica muy segmentada y castigada por las olas del océano Índico. Un espectáculo sorprendente que culmina en la zona de Souffleur: el mar ha excavado cuevas en el acantilado que se ramifican hasta la cima. Con marea alta, las olas penetran en las mismas creando una especie de géiser formado por la espuma. ¡Sensaciones garantizadas!

Otra posibilidad a la vez simple y asequible: pasar el domingo en la playa de Blue Bay. Casi desierta entre semana, está a tope de gente el fin de semana. las familias mauricianas al completo van allí para hacer un picnic y pasar el día al aire libre. El ambiente es distendido, entre manteles llenos de pan, huevos duros y platos de arroz al curry. El olor a helado y a algodón de azúcar flota en el ambiente, y es que los vendedores de estos dulces no andan muy lejos.

Qué ver

El coto del Cazador. A 500 m de altitud, este coto reservado ofrece una vista panorámica sobre las colinas de Vieux Grand Port, la laguna y al paso hacia el océano. En el programa, excursiones a pie o en quad, la pesca de río y la caza del ciervo. El restaurante del Coto ofrece una cocina auténtica y sabrosa en una sala de troncos de madera. También se puede pasar la noche en uno de los bungalows o darse un masaje en una cabaña acondicionada en los árboles.

Qué probar

La carretera del Sur, desde Mahébourg a la punta de Morne. Parándose de camino al agujero del Souffleur (géiser marino), en Souillac (por su cementerio marino), en Bel Ombre (por su Castillo, casa colonial transformada en restaurante gastronómico que también sirve el té por la tarde).
Surf o kite surf (tabla con parapente) en el club Mistral situado entre Le Morne y Bel Ombre. ¡Sensaciones fuertes garantizadas!

Los pros

Los contras

Qué pensar

A menos que se elija un hotel en Bel Ombre o a lo largo de la península de Morne, el aeropuerto no está lejos... y los hoteles de la Pointe d'Esny son los primeros en colgar el cartel de completo, incluso en temporada baja (habitaciones reservadas por el personal que vuela en escala). No olvide planificar su estancia con varios meses de antelación si piensa pasar sus vacaciones en los alrededores de Mahébourg.

Qué evitar

Los cocos verdes. Se encuentran por todas partes (mercados, puestos de calle), presentados con una pajita para beber el zumo. El sabor es insípido, y a menos que llevemos una navaja para separarlo de la cáscara, tiramos el fruto al cabo de tres sorbos. Evitar también ir a ver las tierras de siete colores de Chamarel cuando hace mal tiempo: los tonos de las rocas volcánicas le parecerán apagados en comparación con su aspecto con la puesta de sol.

Qué degustar

Pescado cocido ahumado en una hoja de bananero. Galletas de yuca elaboradas en Ville Noire, a 10 min en coche de Mahébourg. Camarones en una salsa de ajo. Currys de carne, de pescado o de marisco, no muy picantes (salvo si se pide) y servidos con arroz. Entre las mejores direcciones donde degustar estas recetas, probar el Bougainville en Blue Bay.

Qué traer

Mermelada de frutas exóticas, azúcar moreno, especias, cestería, esencias naturales (ilang-ilang, vainilla, cidronela, eucalipto). Té a la vainilla, flores cortadas (para comprar preferiblemente el último día en el aeropuerto, se venden en un paquete adaptado para que puedan viajar sin marchitarse). Artículos de cestería, camisetas y pareos que se encuentran ya en cantidad en las tiendas del centro de Mahébourg.
Isla Mauricio : Descubre las ciudades
  • Port Louis Port Louis, Isla Mauricio,
  • Mahebourg Mahebourg
  • Flic En Flac Flic En Flac, Isla Mauricio,
  • Grand Baie Grand Baie, Isla Mauricio,
  • Belle Mare Belle Mare