• Conéctate

Mantova

  • Desde julio de 2008, tanto Mantua como Sabbioneta, que tienen en común el patrimonio dejado por los Gonzague, son Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.
    © Jakob Radlgruber / 123RF
  • Consagrada a San Pedro, la actual catedral, de estilo románico con añadidos góticos, se construyó entre 1395 y 1401.
    © Jakob Radlgruber / 123RF
  • La basílica co-catedral de San Andrés es la iglesia más grande de Mantua: es una obra de Gian Battista Alberti.
    © Jakob Radlgruber / 123RF
  • En pleno centro de Mantua se encuentra el castillo de San Jorge, que data del s. XIV. En la actualidad el edificio ha quedado incluido en el gran conjunto del Palacio Ducal.
    © Jakob Radlgruber / 123RF
  • La fachada de la catedral de San Pedro de la Piazza Sordello, muy evocadora y antiguo centro de la vida política, mundana y religiosa de Mantua.
    © Jakob Radlgruber / 123RF
  • © Jakob Radlgruber / 123RF
  • En el medio de la Llanura Padana, en una tierra húmeda y neblinosa por la presencia del río Mincio, Mantua se jacta de una historia impregnada de arte y cultura. Gobernada durante cuatro siglos por los Gonzaga, desde el siglo XIV a los primeros años del siglo XVIII, la ciudad acogió a los artistas más vanguardistas del panorama italiano. En el Palacio Ducal, lugar que la familia adoptó como símbolo ...
    © Jakob Radlgruber / 123RF
Gonzalo González Beneytez
Gonzalo González Beneytez Experto destino Italia

En el medio de la Llanura Padana, en una tierra húmeda y neblinosa por la presencia del río Mincio, Mantua se jacta de una historia impregnada de arte y cultura. Gobernada durante cuatro siglos por los Gonzaga, desde el siglo XIV a los primeros años del siglo XVIII, la ciudad acogió a los artistas más vanguardistas del panorama italiano. En el Palacio Ducal, lugar que la familia adoptó como símbolo del poder, la sala del Pisanello y el aposento de los Esposos, con frescos de Mantegna que narran la vida de los Gonzaga, dan fe del paso de personalidades importantísimas. A pocos pasos, Piazza delle Erbe, entre sus edificios de tonos quemados, alberga la iglesia de San Andrés, realizada a partir de 1472 por Luca Fancelli, que se hizo cargo de la dirección tras la muerte de Leon Battista Alberti, a quien pertenecía el proyecto inicial. En el siglo XVI, Mantua echó mano del prestigio de otro famoso maestro, Giulio Romano. A aquél, que fue uno de los mejores intérpretes del Manierismo, los Gonzaga confiaron las obras de construcción y decoración del Palazzo Te, su casa suburbana.

otros rincones del mundo
Lombardía : Ofertas de viajes
  • Viajes
  • Vuelos
  • Hoteles
  • Vuelo + Hotel
  • Coches