• Conéctate
Las 5 mejores trattorias de Roma
Publicado el 22/03/2019

CulturaItalia

Twitter Facebook

Pizza, pasta, risotto, polenta, focaccia... ¿A quién no le gusta la comida italiana? Casi a nadie. Es una de las gastronomías más populares del planeta, por no decir la que más. También de las más extendidas. ¿Quién no ha cocinado pasta alguna vez en su vida? Seguramente lo hagas varias veces a la semana. Pero a los italianos no todo les vale. En Italia, comer es toda una ceremonia, y generalmente las imitaciones que se hacen fuera de sus fronteras, para ellos no dan ni de cerca la talla. La pasta demasiado cocida o la masa de la pizza mal hecha suelen ser los principales defectos. Y aunque nuestros paladares no aprecien tanto la diferencia, si quieres degustar la auténtica comida italiana, aquí te proponemos las mejores 5 trattorias que no pueden faltar en tu viaje a Roma. A tavola!

De Alfredo e Ana

De Alfredo e Ana
© Copyright:GreenArtPhotography / 123RF

Local íntimo donde los haya. ¡Sólo disponen de cinco mesas! Por lo que estate bien atento a la hora de comer (en Italia es a partir del mediodía), porque se llena muy rápido. Y sin duda ésta es una de las experiencias gastronómicas que no te puedes perder. Su carta es más bien escueta y varía según las semanas, pero de ella te podríamos recomendar todo porque hasta el pan, estilo romano rústico, es toda una delicia que no puedes dejar pasar.

Porto Corallo

Los hidratos de carbono aunque son lo más popular en la gastronomía italiana, no son la única opción. Bien los saben en Porto Corallo, donde la especialidad son los pescados, que ofrecen como alternativa sin perder ni un ápice de la tradición italiana. Atún fresco con rúcula y tomates cherry, ostras, y tagliatelle con gambas rojas o pez espada, son algunas de las exquisiteces que nos ofrece esta casa. Una buena manera de darle un respiro a la dieta y probar sabores más inusuales.

Da Giovanni

Da Giovanni
© Olga Gavrilova / 123RF

En tu viaje a Roma no puede faltar una romántica velada en una trattoria del Trastevere, el barrio más bohemio y con mejor ambiente de la ciudad del amor. Vayas solo a acompañado, con tu pareja, amigos o familia. Y para ello te recomendamos Da Giovanni, donde la relación calidad-precio es fantástica (una media de 15?/persona). Ofrecen exquisitos guisos caseros en caso de que tu paladar aborrezca ya la pasta, lo cual es difícil. No te preocupes porque la carta de hidratos es también extensa, original y variada.

Vecchia Roma

La mejor manera de reponer fuerzas tras una larga mañana (o tarde) de infinitas colas y visitas al Coliseo, al Foro Romano y al Monte Palatino, es una buena ración de hidratos al dente aderezada al más puro estilo italiano. Y qué mejor que la osteria la Vecchia Roma, ubicada en Monti, un barrio que aún habitan romanos, situado en la zona alta, junto a estas principales atracciones turísticas. Te recomendamos que madrugues de lo lindo ese día, para poder finalizar cuanto antes las visitas y llegar rápido al ristorante y no perder tu mesa, porque hay pocas y siempre suelen estar llenas. Probablemente su pasta all'amatriciana, especialidad de la casa, tenga algo que ver en ello.

La Fraschetta di Mastro Giorgio

La Fraschetta di Mastro Giorgio
© Teresa KASPRZYCKA / 123RF

Ubicado en pleno Testaccio, el barrio más castizo de toda Roma, su comida también lo es. Embutidos de Bolonia, la mozzarella más auténtica de Campania y los mejores caldos de la Toscana. Por ello te recomendamos que no escatimes en los entrantes, aunque sin pasarte, ya que son especialmente abundantes y hay que dejar hueco para el plato principal. La mortadela a la parrilla con vinagre es todo un manjar que no te puedes perder.