Publicado el 26/09/2022

#Itinerario #Suiza

Los pueblos más bonitos de Suiza para una escapada romántica

Si está buscando un lugar para disfrutar de una escapada romántica para tu pareja, Suiza puede ser una gran opción a tener en cuenta. Con sus majestuosas montañas y pintorescos lagos, y sus calles empedradas salpicadas de casas medievales, viajar al país helvético puede ser como un cuento de hadas.

¿Qué mejor combinación para unas vacaciones de ensueño que una perfecta mezcla de cultura y gastronomía? La preciosa ciudad de Gruyeres parece tenerlo todo. El romanticismo y un ambiente relajado están garantizados en esta ciudad medieval y su castillo del siglo XIII. La ciudad lleva el mismo nombre que el famoso queso Gruyere, originario de la región, así que no hay mejor lugar que éste para degustar un delicioso queso local. Las calles empedradas bordeadas de casas medievales y las plazas con sus características fuentes son ideales para disfrutar de un agradable paseo con el que completar el día, y los románticos restaurantes que sirven especialidades a base de queso le pondrán el toque más sabroso y divertido a tu estancia.  - © Shutterstock

2. Morcote

2. Morcote

Este bonito pueblo fue en su día el mayor puerto del lago de Lugano y su población se dedicaba por completo a la pesca, convirtiéndose con el paso de los años en uno de los pueblos con más encanto de todo el país. Morcote fue incluso nombrado oficialmente como el pueblo más bonito de Suiza allá por 2016. Y podemos ver perfectamente por qué. Las románticas calles estrechas, la exuberante vegetación y las casas y monumentos ricamente decorados parecen sacados de un cuento de hadas. Lo más destacado son los edificios porticados y las fachadas lujosamente decoradas de las antiguas casas patricias. Pasead por estas joyas arquitectónicas situadas a orillas de este precioso lago y quedaréis completamente encantados. Y si te gusta la naturaleza, no puedes olvidar visitar los fascinantes Jardines Scherrer, conocidos también como Jardín de las Maravillas, que cuentan con una gran variedad de plantas y árboles además de varios monumentos. - © Shutterstock

3. Stein am Rhein

3. Stein am Rhein

Situada a orillas del río Rin, justo al lado de la frontera alemana, esta pequeña y bonita ciudad es una de las ciudades medievales mejor conservadas de Europa. Es el lugar perfecto para disfrutar de un romántico fin de semana en pareja. El centro de la ciudad se conserva tal y como era en la Edad Media, y al explorarlo rápidamente tendrás la sensación de que este lugar ha quedado congelado en el tiempo. La mayor atracción es la plaza principal, llamada Rathausplatz, donde podrás admirar las magníficas y coloridas fachadas de las casas medievales que la rodean, así como el castillo de Hohenklingen que desde lo alto domina toda la ciudad. - © Shutterstock

4. Lauterbrunnen

4. Lauterbrunnen

Este pueblo se encuentra en el cantón de Berna, en el corazón de los grandiosos Alpes suizos. Debido a su ubicación, este es un destino muy popular tanto en invierno como en verano para los amantes de la naturaleza y de las vacaciones activas. Y es que en Lauterbrunnen existen un sinfín de oportunidades para realizar excursiones, rutas en bicicleta, practicar deportes de nieve o simplemente relajarse en sus balnearios. El mayor atractivo para los viajeros son las impresionantes cascadas a las que se puede acceder fácilmente desde el pueblo. Las cataratas de Staubbach pueden verse desde el centro de la ciudad, pero la verdadera belleza reside en las cataratas de Trummelback, que se encuentran a 30 minutos a pie de su casco histórico. Estas se componen de una serie de diez cascadas glaciares que os dejarán sin aliento por su potencia y majestuoso tamaño. - © Shutterstock

5. Saint-Saphorin

5. Saint-Saphorin

Hay algo mágico en este pueblo que hace que los turistas vuelvan una y otra vez. Situado entre los viñedos de Lavaux, que figuran en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, este encantador pueblo está también rodeado por un lago y los imponentes Alpes. Además de este fascinante y hermoso entorno natural, el centro histórico de la ciudad cuenta con un precioso entramado de callejuelas empedradas y plazas históricas que os enamorarán. Al estar situada en la región vinícola más célebre de Suiza, se ofrecen catas de vino en decenas de lugares de la ciudad. Con los mejores vinos del país, el encantador ambiente del pueblo medieval y las impresionantes vistas, Saint-Saphorin está hecho a medida para unas románticas vacaciones de ensueño. - © Shutterstock

6. Murten

6. Murten

Conocido como Murten en alemán y Morat en francés, este pueblo medieval no puede pasar inadvertido en el marco de una visita a la Confederación Helvética. Murten se encuentra situado a orillas de un pintoresco lago que lleva su nombre, ofreciendo, además de una exuberante riqueza natural, otros grandes atractivos. Es una ciudad excelentemente conservada y rica en historia y cultura, y los vestigios de su importante pasado todavía pueden ser apreciados hoy en día. Con una muralla que rodea su centro histórico, un castillo medieval, fastuosos soportales y pintorescas callejuelas, la ciudad ha sabido conservar su aspecto medieval original. Las parejas de enamorados que visiten la ciudad no deberían marcharse sin contemplar la puesta de sol sobre el lago, ya que las vistas sobre las majestuosas montañas de la zona son para quitarse el sombrero. - © Shutterstock

7. Oberhofen

7. Oberhofen

Este pueblo debe su fama mundial gracias a su imponente castillo. El castillo de Oberhofen, situado a orillas del hermoso lago de Thun, es una de las construcciones de este tipo más reconocidas de Suiza. Este castillo de postal data del siglo XIII y es el lugar perfecto para viajar atrás en el tiempo hasta la Edad Media. El castillo cuenta con un enorme parque, que alberga una impresionante colección de árboles y flores especiales, y a menudo es calificado como uno de los espacios verdes más bellos del país. Con el telón de fondo de las maravillosas montañas y un idílico lago, Oberhofen es realmente el paraíso en la Tierra para todas las almas románticas. - © Shutterstock