• Conéctate
Nueva ley de emigración en Cuba
Publicado el 14/01/2013

TramitesCuba

Twitter Facebook

Esta semana entra en vigor la nueva ley de emigración promulgada por el gobierno de Raúl Castro. Con esta nueva legislación será mucho más fácil para los cubanos viajar al extranjero, ya que a partir de ahora tan solo necesitarán un pasaporte en vigor y el visado del país de destino, en caso de que sea necesario.

Esta semana entra en vigor la nueva ley de emigración promulgada por el gobierno de Raúl Castro. Con esta nueva legislación será mucho más fácil para los cubanos viajar al extranjero, ya que a partir de ahora tan solo necesitarán un pasaporte en vigor y el visado del país de destino, en caso de que sea necesario.

Además, la nueva ley también aporta otras novedades, como aumentar el tiempo durante el que los cubanos pueden estar de viaje, que ha pasado de once meses a dos años. Esto es una buena noticia para los ciudadanos de Cuba, ya que podrán mantener la propiedad de sus pertenencias durante todo este tiempo. Asimismo, también habrá modificaciones respecto a aquellos cubanos que ya emigraron anteriormente y que, a partir de esta semana, podrán pasar en la isla un máximo de 90 días, 30 días más que hasta ahora. Esto facilitará la reunificación de muchas familias que no han podido verse durante mucho tiempo por culpa del régimen castrista. Además, las causas de repatriación para aquellos que deseen volver al país también se han aumentado, así que ahora, por ejemplo, podrán volver aquellos que se fueron por razones humanitarias.

Aun así, existen algunos recovecos legales que hacen dudar del efecto que tendrá esta nueva ley, ya que, por ejemplo, el gobierno se guarda la posibilidad de no otorgar el pasaporte " por razones de interés público" así como limitar la entrada de aquellas personas que se puedan considerar subversivas.

A pesar de esta aparente apertura del régimen dictatorial, esta nueva ley continua siendo fuertemente proteccionista, no permitiendo, por ejemplo, que la mano de obra profesional abandone el país, para poder "preservar los secretos oficiales y el potencial del país".

Mientras tanto, los ciudadanos continúan expectantes, según el gobierno, desde el anuncio de esta reforma el número de demandas para obtener un pasaporte así como la cantidad de centros donde obtenerlo, ha aumentado. Solo el tiempo dirá si efectivamente estas modificaciones de la ley permitirán a los ciudadanos cubanos entrar y salir del país más fácilmente y si, efectivamente, eso implica mejoras para su condición de vida.