• Conéctate
Los dinosaurios vuelven a la carga este verano
Publicado el 09/07/2020

InsólitoEspaña

Twitter Facebook 6 compartidos

Los amantes de los dinosaurios están de enhorabuena: el Barranco Perdido, el parque de paleoaventura de La Rioja y Dinópolis, el parque de ciencia y ocio de Teruel, ya están abiertos al público. En ambos casos es conveniente reservar o comprar las entradas con antelación a través de sus respectivas páginas web.

Barranco Perdido

Barranco Perdido
© El Barranco Perdido/La Rioja Turismo

El Barranco Perdido ha inaugurado por fin su undécima temporada en julio tras varios meses trabajando en un Plan de Contingencia que garantizase la seguridad de visitantes y trabajadores. Lo hace con un aforo reducido al 75 por ciento para favorecer el distanciamiento social y en horario de 11:00 a 20:00 horas todos los días de la semana.

Este parque de Enciso, en La Rioja, está ubicado en un entorno muy especial donde los dinosaurios dejaron su rastro y que estuvo cubierto por el antiguo Mar de Tethys hace más de 120 millones de años. El parque está consagrado a la divulgación científica y el aprendizaje a través de la diversión.

Este año una de sus atracciones principales, el Circuito Paleontológico, cuenta con más actividades que nunca para dar cabida a grupos más reducidos. En él, los visitantes aprenderán sobre los dinosaurios y el Cretácico, verán fósiles y huellas de dinosaurios e incluso podrán convertirse en paleontólogos y participar en una excavación abierta.

Además, el parque cuenta con un circuito de multiaventura, un Laboratorio del Tiempo con talleres y juegos e instalaciones acuáticas como la Playa Cretácica, el Géiser o la Colina de los Dinosaurios.

Dinópolis

Dinópolis
© Dinópolis

Dinópolis, el parque para los amantes de los dinosaurios de Teruel, ha arrancado esta semana su vigésima temporada con dos nuevas atracciones familiares en la zona del Sauriopark. La primera brinda la experiencia de caer 10 metros en cuestión de segundos desde lo alto de una torre custodiada por un pterodáctilo y la segunda cuenta con 8 bicicletas dobles que suben y bajan y una góndola adaptada para personas con sillas de ruedas.

Torresaurio y Dinobici se suman a la larga lista de posibilidades que ofrece este parque, entre las que se encuentran presenciar el Big Ban y la aparición de los dinosaurios, así como recorrer en barca los úlimos 65 millones de años para conocerlo todo sobre su desaparición y los orígenes del homo sapiens. Dinópolis también cuenta con una escalofriante recreación de un T-Rex, un museo paleontológico con huesos auténticos de dinosaurios y recreaciones de esqueletos a tamaño real.

Además del parque principal, Dinópolis tiene otros 7 centros repartidos por la provincia de Teruel que también están ya abiertos y que forman parte de un circuito que se puede adquirir por solo 2 euros más del precio de la entrada al parque temático.

En todas estas sedes se pueden ver restos de dinosaurios, aunque posiblemente los hallazgos más importantes sean los de Legendark (Galve) y Titania (Riodeva): en Galve se descubrió el Aragosaurus, el primer dinosaurio 'español', y en Riodeva se encontraron los restos de un Turiasaurus riodevensis, el dinosaurio más grande de Europa y uno de los mayores del planeta.

Y es que tanto Soria como Teruel o La Rioja cuentan con un gran patrimonio paleontológico digno de conocer y, gracias a estos parques, hacerlo puede resultar extremadamente divertido.