© Fonthip Kongin / 123RF
  • Vuelos
  • Hoteles
  • Vuelo + Hotel
  • Coches
  • Viajes
Vuelos a Fukuoka

Para los amantes de Oriente hay un destino que nos adentra en los orígenes mismos de la atractiva cultura japonesa: Fukuoka. Disponer de la oportunidad de encontrar vuelo barato entre los numerosos vuelos que ofrece nuestro buscador te permitirá realizar un viaje a la capital de la isla Kyushu y poder disfrutar de una entrada a un espacio lleno de historia. Fukuoka se sitúa en el extremo norte de la isla y hoy por hoy tiene mucho que ofrecer al turista. Moderna y bulliciosa ha sabido conservar el encanto de lo tradicional a través de espacios singulares, que merecen la pena que acaparen nuestra atención. Si lo que buscamos en nuestro vuelo a Fukuoka es seguir disfrutando del arte culinario de la cocina japonesa, nos llevaremos una sabrosa sorpresa cuando comprobemos la cercanía de la cultura coreana a través de sus platos.

En nuestra visita cultural comprobaremos que sus museos, solo son superados por el magnetismo que ejercen sus templos, donde se respira la más pura esencia del Zen. Mientras que en el otro extremo podemos encontrar extensas áreas preparadas para que todos nuestros sentidos disfruten plenamente del exotismo oriental.

Vuelo para Fukuoka.

Tanto si disponemos de tiempo para ampliar nuestra visita a los alrededores de Fukuoka, como si solo disponemos de unos días o unas horas, esta bulliciosa ciudad nos sorprenderá por su equilibrio entre lo moderno y lo tradicional, la ciudad y la naturaleza. Como lugar de encuentro entre culturas asiáticas y cuna de la cultura japonesa, ha sabido conservar su pasado sin que el desarrollo comercial quede de lado. No solo podemos disfrutar de tiendas y comercios con la última tecnología, sino que merece la pena dejar espacio para visitar sus templos, parques y, de tener tiempo, aprovechar nuestro vuelo para visitar los alrededores. Descubriremos interesantes propuestas en balnearios, bonitos pueblos pesqueros en su costa y muchos espacios de naturaleza.

Con un vuelo barato, podemos ampliar un poco más ese acercamiento a sus orígenes. Viajando a Fukuoka descubriremos que es mucho lo que nos queda por conocer. Por ejemplo, merece la pena comer en alguno de los números yatai que salen al anochecer o sosegar nuestro camino en alguno de sus templos, antes de decidir continuar nuestro viaje.