• Vuelos
  • Hoteles
  • Vuelo + Hotel
  • Coches
  • Viajes
Vuelos a Norfolk

Para viajar al este del estado de Virginia, así como al noreste del estado de Carolina del Norte en los Estados Unidos de América, una buena opción es coger un vuelo a Norfolk. Southwest Airlines, Delta Airlines y US Airways y otras aerolíneas conectan diariamente sus vuelos a Norfolk con ciudades de otros estados y varias ciudades de otros países. En total cerca de una treintena de aerolíneas operan en este aeropuerto con un volumen de unos 4 millones de pasajeros anuales. El vuelo barato es una buena opción, con varias compañías que realizan una oferta competitiva a más de 200 destinos de Estados Unidos y Canadá, hasta el punto de que alguna aerolínea de vuelo barato se encuentra entre las más activas de este aeropuerto. Esta ciudad tiene un punto central,que percibirás en cuanto aterrice tu vuelo, que es su gran puerto marítimo, situado en la bahía de Chesapeake, y que le ha conferido una gran tradición como centro militar. De hecho, el máximo exponente deportivo de la ciudad, su equipo de hockey hielo de la NHL son los Almirantes de Norfolk. En la actualidad alberga a la base naval más grande del mundo.

Vuelo para Norfolk

El aeropuerto Internacional de Norfolk está situado a 5 kilómetros del centro de la ciudad. No hay un servicio publico de bus cercano, el más próximo es la la ruta 15 a unos 2 kilómetros, pero la compañía James River Transportation, desde la terminal de llegadas, ofrece un completo servicio de transporte a Norfolk y localidades cercanas como Chesapeake, Portsmouth, Hampton, etc. El servicio de taxis es completo y funciona muy bien, con más de diez compañías autorizadas de taxi que ofrecen sus servicios. La oferta de alquiler de vehículos es asimismo muy competitiva, con cerca de 3000 vehículos disponibles para alquiler por parte de las principales compañías. Para llegar en coche tendrás que coger la autopista interestatal 64, tomando la salida 2200.
Norfolk es una de las mayores ciudades del Estado de Virginia y forma parte del área metropolitana de Hampton Road, en la bahía de Chesapeak. Cuenta con unos 250 000 habitantes y su ubicación entre el río Elizabeth y los múltiples entrantes de la bahia de Chesapeake hacen que sea una ciudad con innumerables puentes y túneles.
La vida de la ciudad marcada por su base naval, la ha convertido en centro histórico, financiero y cultural del estado. Es sede de la Orquesta sinfónica y de la Ópera de Virginia y en su Musueo Chrysler se encuentra una importantísima muestra de arte y arqueología donada a la ciudad por Walter P. Chrysler, antiguo propietario de la famosa marca de coches. Si recorres su centro histórico, no dejes de visitar la casa Myers del siglo XVIII, cuyo cuidado interior recoge el estilo de vida de la época.