Navegar por el puerto de Brest

Brest está inevitablemente volcada hacia el mar. En cuanto se pone un pie en su territorio, uno se siente atraído por el mar abierto, como por un imán. El puerto de Brest ha pasado a formar parte del ADN de la ciudad y es parte integrante de su vida cotidiana. De hecho, el puerto es la mayor masa de agua del mundo. Su superficie supera a la de París. Se extiende a lo largo de 180 km2 en Finistère y está unido al Océano Atlántico por un paso llamado los Estrechos de Brest. Considerado el puerto más bello del mundo (según los navegantes), es hoy conocido como un auténtico patio de recreo para los amantes de la vela, la pesca y los deportes náuticos. Y mientras esté en el mar, también encontrará un rico patrimonio en tierra. La costa está jalonada de lugares de interés cultural, edificios militares y fortificaciones. ¡Listos para embarcar!

Este gigantesco puerto forma parte de la identidad de Brest desde la noche de los tiempos. Aún es difícil determinar sus orígenes, pero una cosa es cierta: la rada de Brest ha desempeñado un importante papel económico y estratégico. Con más de 180 km de extensión, esta inmensa masa de agua es una auténtica joya bretona gracias a su rica biodiversidad.

Más que un tesoro natural, la rada es también un lugar para relajarse, explorar y navegar. Hay mucho que hacer durante todo el año, desde vela y cruceros hasta pesca y deportes náuticos.

Navegar por el puerto de Brest es una excelente manera de descubrir los excepcionales panoramas creados por el recortado litoral, con sus calas, puntas e islas. En alta mar, el litoral está salpicado de edificios históricos y militares, como las fortificaciones diseñadas por el arquitecto del siglo XVII Vauban. La torre Vauban, el fuerte Bertheaume y numerosos fortines se divisan a lo lejos.

© Aastels / Shutterstock

3 experiencias en el puerto de Brest:

© Office français de la biodiversité

Descubra el Recouvrance

Símbolo de Brest, el Recouvrance atrae todas las miradas en el puerto, con sus magníficas velas y su encanto. Su nombre ha dado origen al barrio más famoso de la ciudad de Brest. Esta goleta de 41 metros de eslora es en realidad una réplica del velero militar conocido como Iris, construido en 1817. Se utilizaba para facilitar las comunicaciones entre los barcos y la Marina. La Recouvrance atestigua la tradición de su vocación marítima. Fue construido por el arquitecto naval Jean Baptiste Hubert y botado en las Fiestas Marítimas de 1992. Participa en varios salones náuticos.

Información práctica

Reserva tu salida aquí

Precio 💰: 55 euros por una salida de 1/2 día

© Pecold / Shutterstock

Cama Penn Ar

La naviera Penn Ar bed le lleva al corazón del Parque Marino de Iroise. Sus travesías recorren las tres islas de Molène, Ouessant y Sein. Desde el puerto comercial de Brest, puede rodear el puerto hasta los Estrechos y luego Pointe Saint-Mathieu, antes de recalar en el puerto de Conquet y después en el archipiélago de Molène. En verano (julio-agosto), se puede llegar a la isla de Sein por la punta del Raz y el faro Vieille.

información práctica

Reserva aquí

💰 Tarifas 2023: 32 euros (temporada normal para un adulto) y 38 euros (temporada alta para un adulto)

Le Brestoâ

Esta empresa organiza visitas guiadas al puerto de Brest, desde el puerto militar hasta el puerto comercial. La visita dura entre 1h30 y 2h30. Otro recorrido comienza en la península de Crozon y continúa hasta Camaret pasando por el Tas de Pois y el Aulne (duración media 3h30). La compañía también ofrece cruceros gastronómicos en los que se puede cenar in situ.

Información práctica

Reserve aquí

💰 Precios: entre 12 y 29 euros por una excursión y entre 46 y 54 euros por una cena crucero

Deportes y actividades náuticas (kayak, piragüismo, etc.)

Varias organizaciones se especializan en deportes náuticos, entre ellas Brest Bretagne Nautisme. Este club ofrece kayak, surf de remo, catamarán, windsurf y piragüismo. Está abierto a todos (niños, adultos, grupos, discapacitados, particulares, etc.)Más información

Bajo el agua: un tesoro marino

Esta inmensa bahía poco profunda, de no más de 10 metros de profundidad, ofrece sin embargo un magnífico entorno natural. Se pueden admirar bancos arenosos y rocosos, marismas, praderas de algas... La bahía tiene el estatus de zona marina protegida y fue designada lugar Natura 2000 en 2004 por la Comisión Europea para la conservación de los hábitats naturales y las aves silvestres.

Lugar de pesca

La bahía de Brest alberga una fauna submarina variada, sobre todo en los estuarios de Aulne y Elorn. Los erizos de mar se pescan aquí de octubre a abril, pero también se pueden capturar mariscos y crustáceos a pie durante todo el año. Pescadores entusiastas ofrecen excursiones en barco desde la orilla del puerto de Brest para capturar caballas, lenguados, lubinas y sargos.

La pesca a pie se practica con marea baja

- © gdela / Shutterstock

Testimonio

"Una tarde excelente a bordo del Brestoâ. La comida fue excelente, acompañada de vinos bien elegidos. El viaje por el Aulne maritime fue excepcional, con buen tiempo bretón. Disfrutamos pasando por la abadía de Landévennec y por debajo del puente de Térénez. Recomiendo encarecidamente esta excursión".

Eventos que no debe perderse:

Brest Atlantiques es una regata larga de trimaranes que se celebra en noviembre, con salida y llegada en Brest. Esta regata transatlántica sin escalas y con tripulación dura 25 días.

El Evenement Nautiques Brest reúne no menos de 80 eventos marítimos que se celebran en el puerto de Brest a lo largo del año. Sea cual sea la temporada, siempre hay una competición que seguir, ya sea una vuelta al mundo o una travesía.

El Festival Marítimo Internacional de Brest se celebra cada cuatro años (la próxima edición será en 2024, a mediados de julio) durante seis días. El acontecimiento reúne a más de 1.000 barcos de todo el mundo, 9.000 marineros de unos cuarenta países y 1.500 músicos.

Regata de veleros

- © Alvov / Shutterstock

De la tierra

La capilla de Saint-Jean, con los pies en el agua, se encuentra en el municipio de Plougastel y le espera para contarle todas sus leyendas. También está la capilla de Saint-Langui, construida en 1603. También en Plougastel, puede visitar la capilla de la fontaine blanche, la capilla Saint-Claude, la capilla Sainte-Christine y la capilla Saint-Tremeur.

Detalles del Calvario de Plougastel

- © RYSAN / Shutterstock

El Calvario de Plougastel es único y uno de los siete grandes calvarios de Bretaña. Construido en 1604, sobrevivió a la guerra y fue reconstruido más tarde tal y como es hoy. Sus 28 pinturas, que representan escenas bíblicas de la vida de Cristo, son fascinantes.

Las figuras del Calvario de Plougastel

- © GybasDigiPhoto / Shutterstock

La roca de la Impératrice cuenta con un sendero que ofrece una hermosa vista del puerto. También se dice que la esposa de Napoleón III perdió aquí su anillo... quizás lo encuentre por el sendero. Los más experimentados podrán escalar la roca de 35 metros de altura.

© Léna Mercher
por Naomi Tapiero
¿Necesitas ayuda? Consulta la Guía.
Brest
Brest
Últimas noticias
Agadir
Museo del Patrimonio Amazigh
Agadir
El Jardín de Olhao, símbolo de fraternidad entre Marruecos y Portugal
Agadir
Parque Nacional de Souss-Massa
Agadir
Puerto de Agadir
Todas las noticias
Mejores ciudades